Turismo en Guadalajara

La ciudad de Guadalajara es más que la segunda ciudad en importancia de México y el centro político del centro occidente de mexicano. Esta capital ha sabido conservar en camino a la modernidad, su acervo histórico y su esencia cultural. Y lo más importante, un trato cordial y servicial hacia quienes la visitan.

Como toda urbe, Guadalajara brinda múltiples servicios a los turistas. Hoteles, restaurantes y discotecas de diferentes categorías, servicios de traslados a destinos turísticos cercanos están disponibles. Un museo de naturaleza y un zoológico, varios museos e incontables galerías de artes completan la oferta.

Pero yo he descubierto que hay otra forma más íntima de disfrutar la cultura de la ciudad. Y exponer mis sentidos a un crisol de sensaciones: vistas impresionantes, sonidos cacofónicos o armoniosos. Olores y sabores mezclados, como sólo en México es posible. Y todo ello sin salir de la ciudad de Guadalajara, ni gastar mucho dinero; sólo visitando los lugares que se señalan a continuación.

Plaza de la Liberación de Guadalajara

La Plaza de la Liberación, también llamada Plaza de los Tres Poderes, es un lugar obligado de visita. Es una extensa plaza con varios prados de árboles multicolores. En ella destaca dos grandes fuentes, con forma de copa, construidas a mediados del pasado siglo. Y la estatua de bronce de Don Miguel Hidalgo y Costilla, prócer de la independencia de México.

Plaza de la Liberación  – Foto cortesía de KM.

En esta plaza se ubican varias edificaciones de interés para el turismo. Ellas son:

  • Catedral de Guadalajara.
  • Palacio Legislativo.
  • Palacio de Gobierno
  • Museo Regional de Guadalajara, lugar donde es posible apreciar colecciones de ciencia y de arte.
  • Teatro Degollado, uno de los principales anfiteatros de México, donde suelen presentarse eventos culturales y del espectáculo.

Incluso en días ordinarios, turistas y locales suelen acudir ha esta la plaza, sobre todo en horas de la tarde. Por lo tanto, a esas horas vendedores ambulantes se acercan al sitio y ofrecen delicias locales. En mi caso, no dejo de disfrutar el manjar de las papas fritas con chile y limón. Combinación de sabores que sólo es posible en tierras mexicanas.

Mercado San Juan de Dios

Nunca dejo de visitar el Mercado San Juan de Dios, donde mis sentidos estallan en sensaciones. La algarabía de los comerciantes al vociferar las bondades de sus productos invade el ambiente. Puedo observar multitud de colores en los productos ofertados. Y los olores y sabores de verduras, frutas, dulces y comidas me embriagan.

Mercado San Juan de Dios – Foto cortesía de Christian Frausto Bernal.

Este recinto es el mercado techado más extenso de Latinoamérica, con una superficie aproximada de 40.000 m2. Allí disfruto víveres de la mejor calidad, incluyendo una amplia variedad de chiles, ingrediente básico en la comida local. En sus restaurantes y fondas me deleito con la variada gastronomía de la región, incluyendo los populares dulces y antojos.

Aprovecho la visita a este local para comprar, a un buen precio, los recuerdos de mis viajes. La oferta incluye suvenir, artesanía, ropa y calzados, en variedad de modalidades. Incluso, este recinto he podido conocer el lado místico de la cultura mexicana, a través de tiendas de remedios naturales y pócimas mágicas.

Música en Guadalajara

La música mariachi es un género muy conocido en Latinoamérica, y que es tomado como representación la cultura mexicana. Dado que es originario de esta región mexicana, en Guadalajara no deja de estar presente.

Mariachis en Guadalajara – Foto cortesía de Gerardo González

En esta  ciudad hay infinidades de locales donde es posible escuchar esta música en directo. Yo siempre asisto al más representativo de ellos, la llamada Plaza del Mariachi, ubicado en pleno casco histórico. Allí al aire libre, me deleito con el sonido de  la música, mientras disfruto de bebidas y antojos que dispensan los locales aledaños. Por supuesto, acompañado de un trago de tequila, bebida originaria de la región.

De allí camino unas pocas cuadras, y visito lugares que ofrecen otros géneros musicales bailables. Hay locales especializados en diversos ritmos: salsa, guaracha, cumbia o tex-mex. Incluso la música electrónica puede disfrutarse en la zona.